Si te estás sacando el carné de conducir, es importante que tengas en cuenta estos consejos a través de los cuales te ayudaremos a afrontar el primer día de prácticas, ya que seguramente estás muy nervioso, pero lo cierto es que hay algunas cosas que debes tener claras de antemano para quedarte mucho más tranquilo.

Para afrontar el primer día de prácticas, recuerda que no eres el único que no sabe conducir

Un error común es pensar que somos los únicos que nos vamos a poner frente al volante sin saber conducir.

La realidad es que absolutamente todo el mundo tiene que aprender a hacerlo, por lo que nuestro caso no es diferente al resto y, ¿te has dado cuenta de que todos acabamos aprendiendo?, pues tú también lo harás.

El profesor es tu amigo; confía en él y no dudes en expresarle tus miedos

El profesor no es nuestro examinador, sino un profesional con el que podemos contar para aprender a conducir y perder nuestros miedos.

En todo momento se va a hacer cargo de nosotros, y recuerda que, salvo volante, él siempre lleva el control de los mandos del vehículo, por lo que el proceso es muy seguro incluso aunque nos despistemos.

Por ello, cualquier duda que te pueda surgir, pregúntasela y resuélvela sin miedo, ya que está ahí para ayudarte y para que te des cuenta de que se trata de un proceso seguro y que irás aprendiendo en poco tiempo.

Estos son los principales fallos que cometemos al afrontar el primer día de prácticas

Cada persona es un mundo, y se adapta mejor o peor a aquello a lo que tiene que hacer frente como puede ser, por ejemplo, aprender a conducir.

Sin embargo, existen errores que son comunes en la gran mayoría, los cuales vale la pena tener en cuenta ya que así podremos empezar con el mejor pie posible:

  • Vas a aprender a conducir un coche, por lo que intenta disfrutar del proceso y pierde el miedo. Haz que sea una experiencia positiva y divertida.
  • Antes de poner el coche en marcha, tienes que adaptar el puesto de conducción. Dedica el tiempo que sea necesario a colocar el asiento, elevarlo o bajarlo, ajusta los retrovisores exteriores y el interior, y adapta el respaldo, y cuando ya estés cómodo, podrá dar comienzo la experiencia.
  • Al principio estamos aprendiendo a coger el tacto al coche, por lo que las señales pasan a ser invisibles para nosotros. Intenta no despistarte más de la cuenta, aunque aquí, tu profe te va a ayudar a concentrarte y aprender a repartir tu atención en todos los elementos necesarios.
  • No sólo tienes que tener en cuenta lo que hay delante de tu vehículo, sino también lo que hay detrás.
  • Cualquier maniobra que hagas, que sea suave y acompasada.
  • No olvides señalizar tus maniobras para que todo el mundo sepa lo que vas a hacer.

En definitiva, afrontar el primer día de prácticas es mucho más sencillo si vamos con las ideas más claras, resolviendo en todo momento nuestras dudas, y sobre todo, evitando los errores más habituales que todos cometemos cuando empezamos a aprender, pero para eso estamos en Autoescuela San Andrés para enseñarte.

Abrir chat
1
Hola,

¿En que podemos ayudarte?